SITIO OFICIAL DE LA IGLESIA DEL PUEBLO GUANCHE

TENEMIR UHANA MAGEK GRACIAS PODEROSA SOL
ENEHAMA BENIJIME HARBA POR SALIR UN DÍA MÁS
ENAGUAPA ACHA ABEZAN. PARA ALUMBRAR LA NOCHE.

miércoles, 19 de agosto de 2015

MAS PAPISTAS QUE EL PAPA



Las quejas de algunos fieles sobre los visitantes jóvenes a la Basílica de Candelaria: El hábito no hace al monje, ni al guanche.
En el periódico El Día del pasado 12 de Agosto, en la sección de Cartas al Director, leí una carta de queja, en el que un aparente “indignado” feligrés católico “ponía el grito en el cielo”, ante el hecho de que la mayor parte de la juventud que iba a la “villa mariana” de Candelaria a ver a nuestra Diosa Madre Chaxiraxi cristianizada, bajo el nombre de Virgen de Candelaria, lo hacían con ropa, según él, inapropiada y un comportamiento irrespetuoso en el interior de la basílica, y los acusaba literalmente de “haber transformado la romería sacra en una fiesta pagana...” Y citaba el ejemplo de que en una visita a Turquía, su mujer fue obligada a cubrirse los hombros y él a taparse las piernas pues iba en pantalón corto, cosa que al parecer entendió y le pareció bien...

a “una mujer” en descampado y sin que ella les autorice previamente, algo que según Las Leyes Guanches les hubiera acarreado una muerte bastante cruel e inapelable.

Y hacía este elemento, un llamamiento a las autoridades políticas y religiosas para que tomaran cartas en el asunto al respecto de la vestimenta y el comportamiento dentro de la basílica; Me lo imagino escribiendo con esa cara que ponen ellos, de la barbilla alta, cara de estreñidos y gesto de “aquí estoy yo que soy más católico que ese papa
rojo del Vaticano...”, tan típico de los ultramontanos españoles.
También recordé las palabras de mi estimado amigo y Chaurero N Eguerew, Eduardo Pedro García Rodríguez, en el sentido de que fueron Nuestros Antepasados, muchos de los cuales se refugiaron cerca de su “Diosa ya cristianizada” tras la conquista, quienes reunieron los dineros para costear la construcción de la imagen y ermita que destruyó supuestamente el temporal. Porque si fueron ellos los que tal cosa hicieron, y documentación exhaustiva y aclaratoria la al respecto la hay, sería bueno que empezáramos a acostumbrarnos a la idea de que es preciso que debemos recuperar los Lugares Sagrados de Nuestros Antepasados y arrebatárselos a quienes a sangre y fuego se apropiaron de ellos.
Naturalmente no se trata de impedirle a nadie que los visite y practique sinceramente allí sus creencias, sino de que no se le impida a nadie que los visite y que con el máximo respeto a las de los demás pueda estar en aquel lugar de recogimiento y comunión con la más pura esencia de la Diosa Madre, la llamen como la llamen, con la herencia ancestral de Nuestro Pueblo, y sobre todo, despojarlos del halo de hipocresía y negocio que se hace en ellos por parte de la iglesiacatólica.

A este respecto, es necesario que se conozca el hecho execrable y miserable de que las autoridades coloniales le niegan a la Iglesia del Pueblo Guanche su reconocimiento legal, mientras se lo dan a sectas extranjeras tan perniciosas para la Vida y la Integridad Moral de las personas como los testigos de Jehová u otras que ellos mismos califican de Sectas Peligrosas, aunque les permiten su Inscripción en el Registro correspondiente del Ministerio del Interior; A la Iglesia del Pueblo Guanche no se le permite esta inscripción, porque “es la más peligrosa de todas” ya que significa otro paso más en la
Recuperación de Nuestra Identidad como Pueblo, y eso significaría otra Victoria sobre el Colonialismo. Solo por eso, ya vale la pena apoyar sin ninguna duda, incuestionablemente, a la Iglesia del Pueblo Guanche, estemos o no de acuerdo con sus sencillas creencias, cuyo “único mandamiento” es el profundo respeto a la Madre Naturaleza, la que alimenta nuestro cuerpo y nuestros sentidos, con la increíble
riqueza de la Tierra cuando es regada con el sudor del honrado trabajo
humano y cuando contemplamos la magnificencia de sus hermosos
paisajes, formas, colores, sabores, olores...

A este respecto ya he manifestado que pertenecer a la Iglesia del Pueblo Guanche, constituye un acto de Rebeldía y Resistencia alinvasor, pues es otro paso más en la Recuperación de Nuestra Rica Cultura Ancestral, varias veces Milenaria, y una derrota del colonialismo.
Desde la Vieja Fortaleza, Rukaden Ait Anaga

18 Agosto 2015


No hay comentarios:

Publicar un comentario